Pasto – Nariño – Colombia

Calle 13 No. 30A - 27 barrio San Ignacio

Teléfonos:

Fijo: +57 2-7215966
Móvil: 3108498926

EL RECLUTAMIENTO FORZADO DE MENORES SIGUE TRUNCANDO LOS SUEÑOS DE LAS/LOS NIÑOS/AS Y JÓVENES EN COLOMBIA

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter

Desde el año 2002, todos los 12 de febrero, se conmemora a nivel mundial el Día de las Manos Rojas, con el que se conmemora un aniversario más de la firma del Protocolo facultativo de la Convención sobre los Derechos del Niño relativo a la participación de niños en los conflictos armados, el cual prohíbe el uso de niños, niñas y adolescentes en los conflictos armados. El artículo 2 de este Protocolo prohíbe a los Estados Parte reclutar obligatoriamente en sus fuerzas armadas a ningún menor de 18 años. De igual manera, el artículo 4 prohíbe que grupos armados distintos de las fuerzas armadas de un Estado recluten o utilicen en hostilidades a menores de 18 años (OACNUDH, 2021). El Gobierno colombiano a través de Ley 833 de 2003, de 10 de julio, aprobó y ratificó este Protocolo.

Dado que Colombia aprobó el Estatuto de Roma de la Corte Penal Internacional mediante la Ley 742 de 2002, del delito de reclutamiento pasa a tener el carácter de crimen de guerra. Específicamente, el Estatuto señala el delito de reclutar o alistar a niños menores de 15 años en las fuerzas armadas nacionales o utilizarlos para participar activamente en las hostilidades.

De acuerdo con el Registro Único de Víctimas, hasta el 31 de diciembre de 2020 en todo el país había 7.799 personas registradas bajo el hecho victimizante de vinculación de niños niñas y adolescentes a actividades relacionadas con grupos armados. El departamento de Nariño con 477 víctimas de reclutamiento forzado de menores, es decir, el 6% del total ocupaba el quinto lugar entre los departamentos más afectados en el país por ese fenómeno, antecedido en su orden por Antioquia con 1.489 víctimas, Meta con 620 víctimas, Cauca con 597 víctimas y Caquetá con 570  (Unidad de Víctimas, 2020).

No obstante lo anterior y teniendo en cuenta el enorme subregistro, según cifras del informe Una guerra sin edad, recabadas por el Observatorio Memoria y Conflicto (OMC), la ocurrencia del fenómeno del reclutamiento forzado desde los años sesenta hasta el año 2016 ha sido de mayor escala ya que se habla de un total de 16.879 registros de reclutamiento y utilización de niños, niñas y adolescentes por parte de grupos armados en el marco del conflicto colombiano que, más allá de la cifra de por sí significativa a la luz de la vulneración de derechos, lo que está detrás son las trayectorias de vida de niños, niñas y adolescentes cuyo devenir ha estado signado por la guerra (Centro Nacional de Memoria Histórica, 2017, pág. 251).    

El acuerdo de paz logrado entre el Gobierno y las FARC-EP representó un importante avance para las víctimas y para la terminación de esta práctica al menos por parte de ese grupo ya que según el CNMH, entre los años sesenta y 2017, ese grupo fue el mayor perpetrador del reclutamiento han con un 6.068 registros que  correspondiente al 54% del total de la base de datos del OMC (Centro Nacional de Memoria Histórica, 2017, pág. 253).

De acuerdo con información oficial, para diciembre de 2018, en Colombia había unos 13.039 reincorporados de las FARC-EP y en el departamento de Nariño unos 428 exintegrantes de ese grupo en el marco del acuerdo de paz firmado por el Gobierno Nacional y ese grupo (Agencia para la Reincorporación y la Normalización, 2019, pág. 1). Las FARC-EP entregó en el marco de ese proceso un total de 124 personas entre adolescentes y jóvenes, de los cuales 5 correspondieron a Nariño. De estas 124 personas y posterior al serles restablecido su derecho a la identidad, se determinó que 15 de ellas ya habían alcanzado la mayoría de edad ( Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, 2019, pág. 4).

Como parte de los acuerdos de paz la Sala de Reconocimiento de Verdad y Responsabilidad y de Determinación de los Hechos y Conductas de la Jurisdicción Especial para la Paz  (JEP) a través del Auto No. 029 de marzo de 2019 avocó el conocimiento del caso reclutamiento y utilización de niñas y niños en el conflicto armado, afirmando que fue de hecho una política formal de ese grupo e indicando que la jurisdicción cuenta con información de registros de al menos 6.230 víctimas a nivel nacional entre 1971 y 2016 (JEP, 2019, págs. 23, 24 y 30). A través del Auto 226 del 24 de octubre de 2019 llamó a 15 máximos jefes de las FARC-EP a primera ronda de versiones voluntarias por el Caso 07 Reclutamiento y utilización de niñas y niños en el conflicto amado (JEP, 2019, págs. 22-24).

Después de comparecer ante la JEP, cosa que sucedió en octubre del año pasado, hubo posiciones encontradas de los jefes de las FARC-EP con respecto a su responsabilidad en el reclutamiento de menores. Mientras Joaquín Gómez (Milton de Jesús Toncel) reconoció sin ambigüedad y sin eufemismos el reclutamiento forzado, el exjefe de las FARC y actual senador Julián Gallo reconoció que sí ocurrió, pero como violaciones a la política de ingreso del grupo sin que fuera una práctica regular o que se realizara por parte de todas las unidades (Deutsche Welle, 2020).

Sin embargo, pese a todos estos avances, esta práctica del reclutamiento proscrita por el DIH, ha continuado después de firmado el acuerdo de paz principalmente por aquellos reductos de las FARC-EP que decidieron no acogerse al Acuerdo y seguir operando como disidencias y por los grupos como el ELN y Clan del Golfo que quedaron en los territorios. Las cifras sobre menores desvinculados en los dos últimos años han disminuido en todo el país, pero es preciso aclarar que existe un importante subregistro ya que dicha cifra es sólo una porción de aquellos menores que logran ingresar al Programa de Atención Especializada para el Restablecimiento de Derechos a Niños, Niñas y Adolescentes (NNA) Víctimas de Reclutamiento Ilícito, que está dirigido a niños/as y adolescentes que se han desvinculado de grupos armados organizados al margen de la ley, siendo menores de edad.

De acuerdo con cifras oficiales, a nivel nacional en el año 2019 hubo una leve disminución en cuanto al número de menores desvinculados, al pasar de 182 casos en el año 2018 a 180 en el 2019. Antioquia con 46 casos, es decir el 25,1% del total de casos, fue el departamento donde se presentó el mayor número de casos, seguido de Choco con 22 casos, Arauca con 18 casos. Entre los 23 departamentos, incluyendo a Bogotá, que resultaron afectados con el fenómeno del reclutamiento de Nariño a nivel nacional, Nariño ocupó el cuarto lugar con 15 casos (Instituto Colombiano de Bienestar Familiar , 2019, pág. 2).

Para el año 2020 a nivel nacional nuevamente hubo una disminución del número de desvinculados del 40% al pasar de 180 casos en 2019 a 144 casos en 2020. Nuevamente Antioquia con 29 casos fue el departamento más afectado en todo el país se guido por Cauca con 28 y Nariño con 21 casos. Para el caso de Nariño, significó que en el año en referencia hubo un leve aumento del 40% con respecto al año 2019 cuando se reportaron 15 casos. Tumaco con 12 casos fue el municipio del departamento donde mayor número de desvinculaciones de menores de edad ocurrieron (Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, 2021, pág. 2 y 3). 

Incluso la contingencia originada por el Covid 19 no evitó que los grupos armados ilegales continuaran con sus acciones criminales, incluyendo la práctica del reclutamiento de menores de edad, por el contrario, se evidencias casos de reclutamiento forzado o riesgo de este de NNA. Las oficinas regionales de la Defensoría del Pueblo tuvieron conocimiento de 36 casos desde el 17 de marzo al 15 de junio, de los cuales 10 son reportados por Defensores Comunitarios de la entidad, 8 directamente en las oficinas de la Defensoría del Pueblo, 7 por ONG y 10 por otras entidades (Defensoría del Pueblo, 2020, pág. 50). Para el caso de Nariño, en un balance de acciones desarrolladas hasta el mes de abril del año 2020 por las Fuerzas Armadas en la costa pacífica de Nariño, se informó que en el marco de la Campaña Militar y Policial “Atlas” se había logrado la recuperación de 7 menores reclutados de manera forzosa, logrando que se les restablezcan sus derechos (Fuerza de Tarea Conjunta Hércules, 2020).

En las cuatro Alertas Tempranas emitidas por la Defensoría del Pueblo para Nariño durante el año anterior, a saber: la 053-20 para Santa Bárbara de Iscuandé, la 001-201 para Tumaco, 027-2020 para Magüí Payán y la 036-2020 para El Rosario y Leiva, la entidad señala el alto riesgo, entre otros, para los niños y niñas habitantes de estas regiones de ser reclutados forzadamente por grupos como Ejército de Liberación Nacional (ELN), “Frente de Guerra José María Becerra” y las disidencias como el Frente Oliver Sinisterra (FOS), Bloque Occidental Comandante Alfonso Cano, Los Contadores y el Frente 30.

Referencias

Instituto Colombiano de Bienestar Familiar. (11 de Enero de 2019). Oficio No. S-10618. Pasto, Nariño, Colombia.

Agencia para la Reincorporación y la Normalización. (28 de Enero de 2019). OFI19-001743/IDM 112000. Bogotá, Cundinamarca, ColombIa.

Centro Nacional de Memoria Histórica. (2017). Una guerra sin edad. Informe nacional de reclutamiento y utilización de niños, niñas y adolescentes en el conflicto armado colombiano. Bogotá: Centro Nacional de Memoria Histórica.

Defensoría del Pueblo. (s.f. de s.f. de 2020). Defensoría del Pueblo. Obtenido de https://www.defensoria.gov.co/public/pdf/Dinamica-reclutamiento-forzado-ni%C3%B1os-ni%C3%B1as-%20adolescentes-Colombia.pdf?g_show_in_browser=1

Deutsche Welle. (7 de Septiembre de 2020). Deutsche Welle. Obtenido de https://www.dw.com/es/exjefe-de-las-farc-reconoce-el-reclutamiento-forzado-de-menores-de-edad/a-55188459

Fuerza de Tarea Conjunta Hércules. (22 de Abril de 2020). Tumaco, Nariño, Colombia.

Instituto Colombiano de Bienestar Familiar . (14 de Enero de 2019). Oficio No 52 10000. Bogotá, Cundinamarca, Colombua.

Instituto Colombiano de Bienestar Familiar. (4 de Febrero de 2021). Radicado No:202120100000014181. Bogota, Cundinamarca, Colombia.

JEP. (24 de Octubre de 2019). JEP. Obtenido de https://relatoria.jep.gov.co/documentos/providencias/1/1/Auto_SRVR-IG-226_%2024-octubre-2019.pdf

JEP. (1 de Marzo de 2019). JEP. Obtenido de https://relatoria.jep.gov.co/documentos/providencias/1/1/Auto_SRVR-029_01-marzo-2019.pdf

OACNUDH. (s.f. de s.f. de 2021). Protocolo facultativo de la Convención sobre los Derechos del Niño relativo a la participación de niños en los conflictos armados. Obtenido de https://www.ohchr.org/sp/professionalinterest/pages/opaccrc.aspx

RUnidad de Víctimas. (31 de Diciembre de 2020). Registro Único de Víctimas. Obtenido de https://www.unidadvictimas.gov.co/es/registro-unico-de-victimas-ruv/37394